jueves, 20 de noviembre de 2008

ESPAÑA:33 AÑOS DESPUÉS NI UNA,NI GRANDE NI LIBRE.


El desear que España sea Una,Grande y Libre,es algo que cualquier español de bien desearía para su patria sean cuales sean sus ideas políticas,o dicho de otra manera hay que ser muy miserable para no desear que la patria de uno no sea Una,Grande y Libre.Estos conceptos como otros fueron utilizados por el franquismo,pero su significado trasciende más allá de un determinado régimen o de una determinada época de nuestra historia.Que le pregunten a un inglés si no desearía que su país este unido,que las partes no se impongan sobre el todo,que la lengua común de todos no sea perseguida,que aquellos que defienden que su bandera ondee con toda su majestuosidad hasta en el más humilde de los ayuntamientos sufran el zarpazo de quienes denigran a esa bandera con la permisividad de todos.Que le pregunten a un francés si no desearía que su patria sea apreciada en el mundo y que no se le falte al respeto,es decir que sea grande.Que le pregunten a un norteamericano si no desea que su patria sea libre,donde todos aquellos que se sienten orgullosos de su bandera y de su patria no se avergüenzan de ellas no se somete a los dictados de ideologías ajenas a su patria.

Desear Una,grande y libre es algo decente y digno y yo desde luego no me avergüenzo de ello.Hace 33 años murió el general Francisco Franco Bahamonde(bueno según el juez Garzón no hasta ahora),un mediocre militar chusquero y que era menos que un mediocre político,pero que sin embargo gobernó España durante casi 40 años y lo que es más,a su muerte y le duela a quien le duela fue llorado por una gran parte de los españoles,me cuesta creer que aquellas colas tanto en el Palacio de Oriente como en la propia calle para ver su cadáver fueran "trucos de ordenador".Su muerte supuso el fin de una etapa en la historia de España,y el inicio de otra en la que por supuesto también españoles decentes y honrados pusieron muchas esperanzas,pero que lo que significó fue algo muy distinto.

En primer lugar el nacimiento de una "casta política" tan numerosa como indecente,mucho más indecente y mediocre que el propio general Franco,que se montó su propio negocio que consiste básicamente en vivir sin trabajar expoliando a los trabajadores españoles,dicho así en crudo hubiera sido muy difícil de digerir pero si se disfraza diciendo que este atajo de sirvenguenzas son los representantes legítimos del pueblo español,a partir de ahí se quintuplican los cargos,las administraciones,los asesores,los órganos políticos y administrativos,etc y por supuesto también y eso es lo peor de todos los gastos.

En segundo lugar,el sucesor del general Franco,Juan Carlos de Borbón y Borbón,designado por el propio dictador y que juró los Principios Fundamentales del Movimiento,comete perjurio para así poder amasar una gran fortuna pasando por encima de todo y de todos con el fin no solo de asegurarse su propio beneficio sino también el del resto de su tribu,y sobre todo y principal asegurarle a esta por lo menos de modo inmediato su permanencia en la más alta institución del Estado,para eso le dará lo mismo ser republicano,que monárquico,que absolutista,lo que no le resultará nada difícil porque no tiene ni principios ni escrúpulos,a pesar de que la chusma le aplauda y le dore la píldora,el Rey y su propio pueblo están a la misma altura,es un monarca digno de esa sociedad sin principios ni escrúpulos.

Y en tercer lugar,también supone que quienes dirigen la nación se plieguen a los enemigos de España tanto en el interior (los nacionalistas) como en el exterior (países árabes y dictaduras populistas de Sudamérica).Los primeros cada vez sacan más tajada de las competencias propias del estado central,representantes de una nación de la cual reniegan estos nacionalistas,pero que aún así no dudan explotar en su propio beneficio.En el exterior España que eligió ser cristiana y no musulmana,se somete a los dictados de monarquías del islam,renunciando a defender sus intereses en el Magreb,permitiendo la entrada masiva de inmigración de esa zona,y en Hispanoamérica se alía con sus caudillos populistas y no defiende los intereses de las empresas y empresarios españoles que allí han creado riqueza y que había revertido tanto en esos países como en España.

Para finalizar 33 años después España se ha convertido en un país sin moral,sin ética,sin principios,con una ciudadanía miserable,inmoral,rastrera y sumisa ante este sistema, con corrupción,innumerables impuestos para mantener a las distintas camarillas políticas,paro,auge de la delincuencia unida a un gran número de extranjeros,colapso de los servicios sociales que en su gran parte se crearon durante el franquismo no gracias al general y sus adláteres,sino al trabajo honrado de un montón de españoles que pasaron grandes penurias para legar a las generaciones futuras una patria mucho mejor que la que ellos recibieron.En todo este tiempo hemos pretendido ser los más modernos y adelantados y en los que nos hemos convertido es en los más patéticos paletos de nuestro entorno.Tal vez hubo una época en que españoles de bien de distintas ideas políticas intentaron sin saberlo hacer Una,Grande y Libre,pero desde luego en la actualidad no lo somos y tal vez en unos pocos años nos ocurrirá lo peor de todo que ni siquiera seamos España.

4 comentarios:

Rutasblog dijo...

Adivina, adivinanza ¿Quién escribió la cación?

"26 años hay sobre mí y parece que el tiempo me echó a vivir, con tanta intensidad que me cansé de llorar, de reir, nada es nuevo para mi, que puedo hacer sino morir..."

Natalia Pastor dijo...

Vamos camino de ello: de dejar de ser UNA nación, para convertirnos en una amalgama de reinos de taifas y cantones, como ocurrió no hace tanto tiempo.
Sólo hay que repasar la historia y esa Memoria Histórica/histérica tan recurrente, para ver los paralelismos entre aquellos políticos como Companys y los que dirigen el nazionalismo en la Cataluña de nuestros dias.
La estrechez de miras y de altura intelectual y politica de nuestros gobernantes, esa casta que ha prostituido la democracia par aconvertirla en partitocracia, nos va a abocar a ese proceso degenerativo, ya sin remedio, para que lo que un dia fue España pase a ser EX-PAÑA.

No a todo dijo...

Jo, macho.

Así leído todo seguido, no sé si aplaudirte por la entrada o si echarme a llorar.

Javier Ayanotna dijo...

Han empezado por prohibirnos usar nuestros símbolos y acabarán por encarcelarnos como hicieron hace setenta años. No importa. A lo mejor, muchos de los que están desenterrando los odios del 36, se encuentran con otro 39.