jueves, 18 de diciembre de 2014

CORREOS HEREJES II. LA ÚLTIMA CANASTA .

“Hemos tocado el cielo”.

   Mi amigo el facha.

Querido S:

 Disculpe que inicie esta carta con una cita de nuestro “común amigo” que fue dicha hace unos pocos días en un determinado restaurante, que fue el elegido, desgraciadamente, para hacer nuestra cena de Navidad anual, la gracia de esta frase es que el susodicho se refería al citado local en donde, digamos que el ágape en cuestión fue manifiestamente mejorable. En fin como siempre nuestro “común amigo” acertando de pleno,  como usted sabe hay personas que nunca pierden la oportunidad de decir chorradas o hacer el ridículo, y nuestro “común amigo” es el ejemplo más claro de ello, pero en su máxima expresión…. por cierto otro día le hablaré del “sobrao”.

En cualquier caso mi carta iba de otro asunto. Como ya sabe los bárbaros están tocando a la puerta, la verdad es que siempre habían estado ahí fuera, siempre habían sido la voz de su amo, los que habían vigilado el rebaño, la mano que mecía la cuna, esta “casta docente” que ha aleccionado a las sucesivas harkas estudiantiles a todos los niveles, para que de mayores sean la generación más fanática, ignorante y sectaria  de este basurero moral y social que es España, dejando a sus augustos progenitores como personas tolerantes y leídas.

Sin embargo, justo en este momento o precisamente por este momento, mi cabeza piensa en otras cosas, por ejemplo en Fernando Martín, en el accidente de coche que le costó la vida con sólo 27 años y del que se cumple un cuarto de siglo ahora. Uno piensa en su infinita ingenuidad, que todo sería diferente si tanta gente que no esta estuviera, como Andres Montes, Santiago Amon, Paco Umbral,  Pepe Rubianes, Emilio Romero, Enrique Curiel, Tip y Coll, Antonio Mingote, don Fernando Vizcaino, etc, etc, etc.  El caso es que desde hace 25 años faltaba por cerrar un círculo relacionado con Fernando Martín. Como sabe en el accidente en el que murió, también resultó herido otra persona, durante todos estos años me preguntaba como había quedado. Quería creer que no había fallecido, incluso, a pesar de mi enorme admiración por Fernando, me paraba a pensar en  la enorme injusticia que se había cometido con aquel chaval (en aquel entonces aún no tenía 30 años, un poco más mayor que Fernando), por no acordarse de él, cuando iba conduciendo bien y se vio envuelto en ese accidente. Y ha sido gracias a la revista “Gigantes del Basket” que me he enterado, que sobrevivió al accidente y que apenas le han quedado secuelas del mismo,  así que se ha cerrado ese círculo, y es por ello que quiero creer, estoy seguro, aunque yo sea un furibundo ateo, que cuando Fernando murió y llego al sitio que tuviese que llegar dejaría bien claro que aquella otra persona tenía que sobrevivir al accidente, que debía seguir viviendo , ver a crecer a su hijo y continuar con su mujer. Y también quiero pensar que fue la última canasta de Fernando, lo último que hizo quiso que fuera lo justo. En fin se ha cerrado aquel círculo que se inició de forma dramática hace 25 años, y ahora a pesar de que ya estoy viendo entrar a los bárbaros, no se porque sonrió.

Seguid con salud, Sire.


       
         

jueves, 11 de diciembre de 2014

CORREOS HEREJES.



Querido S:

  Le ruego perdone mi insistencia, pero estamos en plena “ebullición prerrevolucionaria” y todo esta muy agitado. Tenemos un nuevo caudillo (sí, con minúscula) que ya ha tomado posesión de su cargo de hecho, no de derecho, aunque  eso da igual, él y los de su calaña nunca han creído en la Ley, el Estado de Derecho, la Libertad ni nada que se le parezca.  El “susodicho”  va pavoneándose, seguido de sus pretorianos de camisa roja, por las televisiones, pidiendo la cabeza de periodistas, que todo sea dicho, le hacen preguntas inadecuadas, en la forma que no en el fondo.

Nuestra patria, es así, sectaria y fanática, da lo mismo el color del régimen que gobierne. Decía Umbral, que el ser feliz en la pobre sencillez es de reaccionarios, así que gracias al Maestro se que soy también reaccionario, y eso en España es todo un honor, algo más de lo que presumir ante la tribu. El vulgo africano con derecho a voto y digo bien “vulgo africano”, al fin y al cabo la izquierda española no es europea, es africana…. bueno no del todo, porque también tiene algo de norcoreana y americana (del coño sur… perdón del cono sur) ya tiene claro lo que hará en las próximas elecciones.  Se lo digo, con la mano en el corazón, otros no podrían hacerlo porque no lo tienen, pienso que este futuro caudillo, es el adecuado para dirigir los destinos de esta manada, que nos rodea. Este nuevo regeneracionista de todo a cien, con el resto de profesores universitarios que imparten clases, de odio y rencor en la Universidad, a una parroquia muy predispuesta a seguirla.
El próximo año se cumple el cuarenta aniversario de la muerte del Caudillo, el destino nos ha deparado uno nuevo, que por fin dará forma institucional a la vileza moral de quienes viven en este gran arrabal llamado España.


Siga usted salud. E

CODA:
Usted sabe que me gustaría ser como el maestro Josep Pla, desgraciadamente eso es imposible, el tenía su amado Ampurdan, y yo aunque no tengo su talento, también tengo mi lugar de retiro , mi venerada Patria,  al que acudo mucho menos a menudo de lo que yo desearía. Tal vez es en lo único que me podría comparar con mi querido don Josep. Aspiro a que  el próximo tirano y sus edecanes me confinen en ese Paraíso, apartado, solitario, lejano en sus miserables espíritus, pero tan cercano en mi corazón y allí cerrar los ojos serenamente y para siempre. Le reitero mis saludos. E.